Home About Blog Contact

Traducciones oficiales y Fansubs

Al hablar de este tema es difícil que no haya alguien que se sienta ofendido, y las opiniones son muy diversas. Lo que yo pretendo en esta entrada es dar a entender que una buena traducción no tiene por qué siempre venir de parte de un lado o del otro. Así que, si empiezas a leer y algo te molesta, te recomendaría que igualmente lleges hasta el final, porque puede que cambies de opinión.

También quiero aclarar que solo comentaré lo relacionado con la traducción, no con el hecho de que sea más o menos ético la existencia de los fansubs. Ese es otro tema que no voy a tocar, al menos de momento.

Yo mismo empecé en esto como fansubber, por lo que desde ya debo decir que me es imposible hablar mal directamente de esta práctica. Hoy día traduzco de forma profesional y me gano la vida con ello, por lo que simplemente pretendo dar mi punto de vista, como alguien que ha estado en ambos lados.

Como ya he dicho, hay todo tipo de opiniones: están los que prefieren una traducción de fansub, alegando que respetan más el contenido original, y están los que prefieren las traducciones oficiales, dando como principal motivo el que siempre estará mejor traducido que cuando lo hacen aficionados.

Es cierto que, como fansubber, tienes total libertad para traducir como quieras, de cambiar esto y aquello a placer. De hecho, cuando hablamos de series, películas, mangas, videojuegos, etc., esa es “casi” la idea, pues en realidad lo que hacemos es localizar un producto.

Localizar implica conseguir que el público objetivo disfrute con naturalidad de un producto. Los personajes deben expresarse de la misma forma que cualquiera de nosotros lo haría en su día a día. Claro está, siempre teniendo en cuenta la ambientación de dicho producto para adaptarlo en consecuencia.

El problema está cuando se toman un exceso de libertad y cruzan la línea de lo que es localizar para, directamente, inventar hasta tal punto que incluso se llega a perder la idea original, pudiendo llegar a producir errores que afectan, por ejemplo en el caso de series, a futuros episodios que hacen referencia a algo ocurrido con anterioridad. Esto es algo que muy raramente ocurre con una traducción oficial. También hay fansubbers que dificultan enormemente la lectura, dejando notas aclaratorias por todas partes, y lo peor de todo es que hay gente que lo prefiere así. Yo, personalmente, no comparto esa opinión. Esto también es algo que no se ve (o no se debería ver) en una traducción profesional.

Luego están los que consideran que una traducción fiel es aquella que traduce palabra por palabra el original. Sí, hay gente así, ¿y sabéis que es lo peor? Que hay traductores, ya no solo aficionados, sino también profesionales, que lo piensan. De hecho, más de los que nos podemos imaginar, y así nos llegan a veces sobre todo algunos videojuegos. Son personas que quizá sepan traducir, pero a la hora de localizar, ya no son tan buenos.

Trabajando con otros traductores, puedo nombrar gente que vale muchísimo, que hace un trabajo impecable, pero también he colaborado con traductores en fansubs que creo que harían un gran trabajo como traductores profesionales. Y también al contrario, hay gente con la que estuve en fansubs que lo hacían fatal, y hoy día también conozco traductores profesionales con la carrera que lo hacen mucho peor que chavales con los que pude traducir algunas series o mangas hace años, y que quizá simplemente estaban estudiando secundaria o bachillerato, una carrera que nada tuviese que ver, o directamente nada.

Trabajar como traductor es estar formándose constantemente con los medios que dispongas. Aprendes de tus errores, de tus compañeros, de libros, etc. De nada sirve pensar que, por haber estudiado la carrera, lo tienes ya hecho. Las ganas de aprender y mejorar están muy por encima de eso.

Si has llegado leyendo hasta aquí, espero que no te hayas sentido ofendido de ninguna forma. Hay que entender qué pretendo, que en realidad no es comparar ambas partes. Lo que sí que critico es que haya traductores que manchen esta profesión haciendo un trabajo muy por debajo de lo que merece el público, pues son ellos los que consiguen que muchas veces se hable mal de los productos que llegan traducidos a nuestro país. Yo mismo, como jugador, me he “tragado” títulos con una localización que se ha hecho sin ganas, solo por cobrar. Para estar en un fansub hace falta poco, pero para traducir de forma profesional debería exigirse que la persona sepa hacer bien su trabajo. Y no, con esto no quiero decir que la persona tenga la carrera, sino que demuestre que ha aprendido algo, sea mediante los estudios o por su cuenta, porque está más que demostrado que pagar años en la universidad te convierte en traductor, pero no siempre en uno bueno. Errores cometemos todo, otra cosa es que no queramos aprender de ellos.

Para terminar… ¿Habéis visto la película Ratatouille? Me encanta, y tiene un mensaje con el que no podría estar más de acuerdo. En ella, el famoso cocinero fallecido dijo que «cualquiera puede cocinar». Esta frase es uno de los hilos conductores de la película, y al final (atención spoilers si no la habéis visto), el “malo” de la película logra entender que con esas palabras no quería decir que cualquiera puede un día entrar en una cocina y hacer cualquier plato en condiciones, sino que un buen cocinero puede llegar desde cualquier parte. Esto se aplica a muchas cosas, y la traducción es una de ellas: no se es mejor traductor por tener la carrera, se es mejor traductor si te apasiona lo que haces y te esfuerzas por abrirte un hueco en la industria, preocupándote por conseguir el mejor resultado posible y no solo por cobrar a final de mes. Y, para esto, poco o nada importa que acabes de salir de la carrera o de trabajar en el Mercadona.

Leave a Response